Deducción por rehabilitación de vivienda en la declaración de la renta

Deducción por rehabilitación de vivienda

La deducción por rehabilitación de vivienda está ayudando a que exista una renovación sin precedentes en el parque de edificios residenciales de España. Con el apoyo de financiación europea, la desgravación por rehabilitación de la vivienda habitual es una herramienta más que efectiva para impulsar la rehabilitación y la mejora de la eficiencia energética en edificios antiguos. 

No obstante, es normal que surjan dudas alrededor de esta nueva posibilidad. ¿Cuánto se puede desgravar la rehabilitación de vivienda? ¿Qué se considera rehabilitación de la vivienda habitual? ¿Qué reformas puedo desgravar? Respondemos a estas y otras preguntas en esta breve pero exhaustiva guía sobre las deducciones por rehabilitación de vivienda habitual.

 

CONTACTO

Deducción por rehabilitación de vivienda: ¿Cuándo se aplica?

Esta ventaja nace a partir de la publicación del Real Decreto-ley 19/2021 de 5 de octubre. Este, a su vez, viene impulsado por la financiación europea “Next Generation EU”, que adjudicó en torno a 140.000 millones de euros a España en préstamos y ayudas directas. En concreto, el plan específico de vivienda recibió 6.820 millones de euros, teniendo dos objetivos clave: 

  • Impulsar la rehabilitación de viviendas
  • Generar un mayor volumen en el parque de vivienda en alquiler social en construcciones eficientes a nivel energético.

Respecto a la aplicación de la desgravación por rehabilitación de vivienda, se ha creado para ser impulsada entre los años 2021 y 2023, con varios momentos clave y fechas límite que delineamos más abajo según el tipo de proyecto que se lleve a cabo. 

 

¿Por qué se aplican beneficios fiscales a la rehabilitación de vivienda?

La rehabilitación de vivienda juega un papel crucial si se desean alcanzar los objetivos de descarbonización y transición hacia un consumo energético menor y más eficaz. 

En España, en concreto, las cifras hablan de un parque de edificios residenciales particularmente envejecido y, por tanto, ineficiente a nivel energético: según cifras del Gobierno, más de la mitad de los edificios residenciales es anterior a 1980 (cuando entró en vigor la primera normativa reguladora de las condiciones térmicas de los edificios). 

Esto supone que alrededor de 5,5 millones de edificios residenciales y 9,7 millones de viviendas principales son potencialmente ineficientes en su consumo de electricidad y calefacción.

Es más, en base a la calificación energética vigente y siguiendo con cifras oficiales, más del 81 % de los edificios está en situación de ineficiencia (letras E, F o G) en términos de emisiones; mirando al consumo energético, este porcentaje aumenta hasta el 84,5 % de los edificios.

Además de los importantes beneficios que la rehabilitación de viviendas suponen a nivel de sostenibilidad, hay otras razones para la deducción IRPF rehabilitación vivienda

  • Importante ahorro en consumos de energía para los inquilinos, reduciendo las tasas de pobreza energética. 
  • Impulso del empleo y actividad económica vinculado a la construcción y otros sectores relacionados.

 

Te puede interesar: Rehabilitación energética de edificios: ¿Cuánto puedo ahorrar?

 

contacto rhonatherm

 

Deducciones disponibles por rehabilitación de vivienda 

En el documento de la Agencia Tributaria se han dividido las condiciones para la desgravación por rehabilitación de vivienda en varias opciones, de modo que se corresponden con los diferentes tipos de proyectos que pueden llevarse a cabo.

Si te preguntas ¿cuánto desgrava la rehabilitación de vivienda?, o ¿qué reformas puedo desgravar?, aquí está la respuesta.

 

Deducción por obras para la reducción de la demanda de calefacción y refrigeración

  • Se aplica en viviendas habituales en titularidad o arrendadas (en alquiler antes del 31 de diciembre de 2023).
  • No aplica a plazas de garaje, trasteros, jardines, parques, piscinas e instalaciones deportivas y otros elementos análogos. Estas deducciones tampoco aplican a la parte de una vivienda que se dedique a una actividad económica.
  • Entre las obras que dan derecho a deducción en esta categoría se incluyen las orientadas a reducir la demanda de calefacción y refrigeración de la vivienda en al menos un 7%.
  • Esta reducción deberá quedar acreditada con un certificado de eficiencia energética antes del inicio de las obras (válido si fue emitido en los dos años anteriores al inicio de las obras) y al final de las mismas. La fecha límite para este certificado será el 1 de enero de 2023.
  • Los plazos para las obras van desde el 6 de octubre de 2021 hasta el 31 de diciembre de 2022.
  • Respecto a cuánto desgrava la rehabilitación de vivienda en esta categoría, se aplicará como base las cantidades satisfechas por las obras realizadas desde el 6 de octubre de 2021 hasta el 31 de diciembre de 2022 con un máximo de 5.000 €. El porcentaje de esta deducción será del 20%.

 

Te puede interesar: Qué es y por qué contratar un agente rehabilitador

 

Deducción por obras para la mejora en el consumo de energía primaria no renovable

  • Se aplica a vivienda habitual en titularidad o en alquiler (antes de 31 de diciembre de 2023).
  • No aplica a la parte de la obra que realices en plazas de garaje, trasteros, jardines, parques, piscinas e instalaciones deportivas y otros elementos análogos. Tampoco a partes de vivienda vinculadas a una actividad económica.
  • Se incluyen en esta categorías las obras que reduzcan en al menos un 30% el indicador de consumo de energía primaria no renovable. También aparecen aquí las mejoras en la calificación energética de la vivienda hasta las letras A y B.
  • Se acreditará mediante un certificado de eficiencia energética antes del inicio de las obras (válido si fue emitido en los dos años anteriores al inicio de las obras) y, al final de las mismas.
  • Los plazos van desde el 6 de octubre de 2021 hasta el 31 de diciembre de 2022.
  • El período impositivo en el que se aplicará la deducción por rehabilitación de vivienda en este caso será aquel en el que expida el certificado de eficiencia energética tras las obras y antes del 1 de enero de 2023.
  • La base de deducción serán las cantidades pagadas por las obras desde el 6 de octubre de 2021 hasta el 31 de diciembre de 2022, ampliando el máximo hasta 7.500 € y siendo el porcentaje de deducción del 40%.

 

Deducción por obras de rehabilitación energética

  • Se aplica en viviendas, plazas de garaje y trasteros en edificios de uso predominante residencial (no aplica, por tanto, en partes de la vivienda afectas a actividades económicas).
  • Se orienta a fomentar obras que reduzcan el consumo de energía primaria no renovable en un 30% como mínimo. También se incluyen aquí las obras que mejoren la calificación energética del edificio para obtener una clase energética A o B.

La rehabilitación de fachadas con SATE Rhonatherm® queda enmarcada por tanto en este punto. Se trata del Sistema de Aislamiento Térmico por el Exterior, una obra de rehabilitación orientada a mejorar la inercia térmica de los edificios, capaz de estabilizar la temperatura interior de la vivienda y, por tanto, mejorar su eficiencia energética. 

 

Sigue aprendiendo: ¿Qué es el SATE y para qué se utiliza?

 

  • El certificado de eficiencia energética será el encargado de acreditar estas mejoras, emitido antes del inicio de las obras (como máximo en los dos años anteriores al inicio de las obras) y, al final, siempre antes del 1 de enero de 2024.
  • Respecto a cuándo se aplica, el periodo impositivo para esta deducción por rehabilitación de vivienda es 2021, 2022 y 2023. 
  • La base de deducción se considera en dos fases: la primera se corresponde al momento en que se expide el certificado en el periodo impositivo, hasta el 6 de octubre de 2021 y con un máximo de 5.000€; la segunda, en caso de que el certificado se hubiera expedido en un periodo impositivo anterior, se corresponderá con las cantidades pagadas con un máximo de 5.000 €. 

Además, se añade la posibilidad de deducir las cantidades pagadas que, por exceder de la base máxima anual, no se deducen en un año. El periodo para incluir estas cantidades se estira hasta los cuatro siguientes ejercicios, hasta un máximo de 15.000€.

Se tiene en cuenta también la posibilidad de que las obras las realice una comunidad de propietarios: para calcular la base, se aplicará el coeficiente de participación a las cantidades satisfechas correspondientes a cada propietario. 

El porcentaje de deducción en este caso es importante: hasta el 60%.

 

MÁS INFORMACIÓN SOBRE RHONATHERM®

 

Normas comunes a las desgravaciones por rehabilitación de vivienda

  • Se aplica la incompatibilidad entre sí en deducciones respecto de la misma obra.
  • Los métodos de pago aceptados son tarjeta de crédito o débito, transferencia bancaria, cheque nominativo o ingreso, tanto a quienes realicen las obras como a quienes expidan los certificados.
  • Se descontarán las cuantías subvencionadas por un programa de ayudas públicas o que fueran a serlo tras una resolución.
  • Se consideran como cantidades satisfechas o pagadas: honorarios profesionales, costes de redacción de proyectos técnicos, dirección de obras, coste de ejecución de obras o instalaciones, inversión en equipos y materiales y otros gastos necesarios para su desarrollo, así como la emisión de certificados de eficiencia energética.
  • Por el contrario, no se tendrán en cuenta los costes de instalar o sustituir equipos que utilicen combustibles de origen fósil.
  • Se debe garantizar que los certificados de eficiencia energética se expidan y registren con arreglo al Real Decreto 390/2021, de 1 de junio.

 

Sigue aprendiendo: Cuál es el mejor aislamiento térmico para una casa y por qué

 

 

 

Aclaración de conceptos relacionados con la desgravación por rehabilitación de vivienda

Más allá de las cuestiones resueltas en el anterior epígrafe, pueden quedar algunas dudas relativas a la deducción de IRPF en rehabilitación de vivienda en cuanto a definiciones de conceptos concretos. Esperamos poder ayudarte a continuación: 

 

  • Coste total de las obras o coste total del proyecto de rehabilitación

Se considera como tal el importe total (sin IVA) que soportará el promotor por la rehabilitación, incluyendo también los servicios del personal técnico que dirija las obras.

 

  • Precio de adquisición de las edificaciones

El precio será el concertado realmente en las operaciones para la adquisición. 

 

  • Obras análogas a las de rehabilitación

Se incluyen aquí: 

  • La adecuación estructural para garantizar estabilidad y resistencia mecánica
  • Refuerzo o adecuación de cimentación, pilares o forjados
  • Ampliación de la superficie construida, sobre y bajo rasante
  • Reconstrucción de fachadas y patios interiores
  • Instalación de elementos elevadores

 

  • Obras conexas a las de rehabilitación

Serán tenidas en cuenta cuando su coste total sea inferior a las obras de consolidación o elementos estructurales, fachadas o cubiertas, siempre que no estén orientadas a la ornamentación. Se incluyen:

  • Obras de albañilería, fontanería y carpintería
  • Mejora y adecuación de cerramientos, instalaciones eléctricas, protección contra incendios y agua y climatización
  • Obras de rehabilitación energética, destinadas a reducir la demanda energética, al aumento del rendimiento o a incorporar equipos con fuentes de energía renovables

¿Necesitas información sobre la deducción por rehabilitación de vivienda? ¿Quieres más información sobre los beneficios de nuestro sistema SATE? En Rhonatherm podemos ayudarte desde nuestra experiencia en proyectos de rehabilitación y mejora energética de edificios. No dudes en rellenar este formulario o llamarnos al 96 164 00 01. Te ayudaremos  sin compromiso.