Conductividad térmica en aislamientos: por qué tenerla en cuenta

conductividad térmica aislamientos

Ante preguntas habituales de particulares como “cuál es el mejor aislante para una casa” o “cómo mejorar el aislamiento de una casa”, es común que aparezca el concepto de la conductividad térmica en aislamientos

Desde nuestra experiencia en proyectos de aislamiento térmico en viviendas y como fabricantes del sistema SATE Rhonatherm©, queremos explicarte a dominar y conocer cómo se relacionan conductividad y aislamiento térmico, y algunos de los mejores materiales para lograr este objetivo.

 

CONTACTO

 

 

Conductividad y aislamiento térmico: qué son

Conductividad y aislamiento térmico son dos conceptos íntimamente relacionados, de tal modo que no es posible comprender uno sin conocer el otro:

 

Conductividad térmica 

Es la capacidad de un material para transferir calor por contacto directo. 

Así, se habla de conducción térmica para describir el proceso que hace que el calor se transfiera de un área a otra ya sea dentro del propio material o entre dos cuerpos, por contacto mutuo.

W/(m·K) y kcal/(h·m·°C) son las dos unidades de conductividad térmica en el Sistema Internacional, presentando la siguiente equivalencia: 1 W/(m·K) = 0,86 kcal/(h·m·°C).

A partir de aquí, es posible calcular el coeficiente de conductividad térmica (λ): la cantidad de calor necesario por m2 en relación con la unidad de tiempo para que 1 m de material homogéneo obtenga una diferencia de 1 °C de temperatura entre dos caras.

Entre los materiales con conductividades térmicas altas aparecen los metales; materiales como ladrillos o morteros presentan una conductividad media; y materiales como lanas de roca o poliestireno expandido presentan conductividades muy bajas (más abajo en el artículo detallamos más sobre este tipo de materiales).

 

Aislamiento térmico 

Se trata de la capacidad de los materiales para resistir y rechazar el paso del calor por conducción. De este modo, se calcula que un material supone una solución de aislamiento térmico cuando su coeficiente de conductividad térmica λ es inferior a λ<0.10 W/m²·K medido a 23°C. 

En otras palabras, un material con una conductividad térmica baja tiene una mayor capacidad de aislamiento, pues transfiere menores cantidades de calor.

 

Calor específico

Otro concepto asociado a conductividad y aislamiento térmico es el calor específico. 

En este caso, el calor específico mide la energía necesaria para lograr aumentar 1°C la temperatura de 1 kg de un material. 

De este modo, los materiales con calor específico elevado son útiles para el aislamiento: mientras que el poliestireno presenta 1300 de calor específico, el acero inoxidable desciende a 460.

Se trata de conceptos muy útiles en el manejo de proyectos de aislamiento. Por ejemplo, se deberá incluir soluciones específicas para ventanas y otros contactos con el exterior que típicamente incluyen materiales con bajo calor específico (como el acero inoxidable).

 

Formacion RHONATHERM

 

Conductividad térmica en aislamientos: por qué este concepto es de vital importancia

En el contexto actual de auge en los proyectos de rehabilitación energética de edificios, considerar la conductividad térmica en aislamientos es vital para saber cuál es el aislante más idóneo para cada proyecto.

En pocas palabras, cualquier proyecto debe asegurarse de que los paneles y materiales utilizados en los sistemas de aislamiento presenten un calor específico alto y una conductividad térmica alta.

 

Materiales utilizados para el aislamiento de viviendas

Acceder a estas ventajas pasa por conocer en profundidad las opciones o sistemas de aislamiento disponibles hoy en el mercado, eligiendo el más adecuado para cada proyecto de aislamiento. 

En este sentido, entre los diferentes paneles aislantes destacan las siguientes opciones:

Poliestireno expandido

panel EPS SATE

El panel EPS (Poliestireno Expandido) aislante de Rhonatherm® supone una espuma plástica, rígida y ligera que proporciona beneficios como la alta resistencia mecánica, la durabilidad, resistencia ala humedad, permeabilidad y transpiración o ligereza y facilidad en su manejo: 

  • Conductividad térmica λ = 0,037 W/mK
  • Calor específico J (K-G-K) 25º: 1300

EPS Grafito

panel EPS Grafito SATE

El panel EPS grafito consiste en poliestireno de alto aislamiento que incorpora grafito, un material de muy baja conductividad, mejorando la eficacia en un 20%. 

Además, permiten reducir el espesor del material aislante, en casos en los que el espesor de la pared esté más limitado. A su vez, todos los elementos de anclaje o perfilería ven reducidas sus dimensiones en proyectos en los que se seleccione EPS grafito como aislante. 

Por otro lado, evitan el deslumbramiento de los rayos del sol en obra, siendo su instalación más cómoda para el equipo aplicador. 

Conductividad térmica: λ = 0,032 W/mK

Calor específico J (K-G-K) 25º: 710

 

contacto

Lana mineral

panel lana mineral SATE

El panel de lana mineral representa una solución basada en filamentos de materiales pétreos entrelazados, con beneficios similares al poliestireno y grafito  pero que, además, ofrece una buena protección pasiva frente incendios (es incombustible y no genera gases ni humos) y mejora el aislamiento acústico.

  • Conductividad térmica λ = 0,036 W/mK
  • Calor específico J (K-G-K) 25º: 1300

Poliestireno extruido

panel XPS SATE

El panel XPS Rhonatherm® (poliestireno extruido) es una espuma rígida termoplástica que presenta:

  • Alta estabilidad dimensional
  • Extraordinaria resistencia mecánica
  • Baja absorción de agua, evitando problemas de humedades
  • Mejor adherencia a los morteros al no presentar piel de extrusión
  • Conductividad térmica: λ = 0,034 W/mK 
  • Calor específico: 1.450 J/kg.K.

 

Te puede interesar: Profundiza aún más en todas las ventajas de los distintos tipos de paneles aislantes

 

Corcho natural

El panel de corcho Rhonatherm® es 100% natural y ha pasado por un proceso de aglomerado térmico de tostado que facilita las siguientes ventajas como su componente ecológico (no contiene aditivos químicos), su amplia resistencia a la intemperie y fuego (ofreciendo una durabilidad ilimitada), así como sus interesantes propiedades en aislamiento acústico.

  • Conductividad térmica λ = 0,040 W/mK
  • Calor específico J (K-G-K) 25º: 1880

En definitiva, todos estos materiales presentan una conductividad baja y un calor específico elevado, representando buenas opciones para proyectos de aislamiento de calidad. 

En cualquier caso, la elección debe pasar por asegurarse de que el proveedor garantice que todos los componentes del sistema SATE de aislamiento: 

¿Necesitas asesoramiento para un nuevo proyecto de rehabilitación energética o SATE? ¿Quieres asesoramiento sobre Rhonatherm o solicitar un presupuesto? Rellena el siguiente formulario o llámanos al 96 164 00 01.